Compartir
Publicidad
Una buena dieta comienza con una buena compra: siete trucos que pueden ayudarte a lograrlo
Nutrición

Una buena dieta comienza con una buena compra: siete trucos que pueden ayudarte a lograrlo

Publicidad
Publicidad

Si has decidido cuidar tu alimentación en este nuevo curso con el objetivo de adelgazar o lograr un cuerpo más sano y en forma, debes saber que una buena dieta comienza con una buena compra, por eso, a continuación dejamos siete trucos que pueden ayudarte a lograrlo.

Lo que compramos comemos

Así como hemos escuchado muchas veces que "somos lo que comemos" y por ello, necesitamos cuidar nuestra alimentación si queremos ver un grato reflejo en nuestro cuerpo tanto por dentro como por fuera, no debemos olvidar que lo que compramos comemos.

Aunque podemos comprar cosas que finalmente no utilizamos, la gran mayoría de los alimentos que adquirimos cuando vamos de compras son consumidos e incluidos en variedad de preparaciones.

Por ello, si queremos comer mejor, lo ideal es comenzar por organizar nuestra compra, alejando de la misma aquellos alimentos que nos resultan "adictivos" y muy tentadores pero no son de buena calidad y registrando que no deben faltar en la misma alimentos nutritivos, saciantes y frescos.

Para lograr una buena compra entonces, ten en cuenta los siguientes trucos:

Acude al mercado o comercios locales

En los grandes supermercados o comercios predominan los alimentos procesados y ultraprocesados cuya calidad nutricional deja mucho que desear, pues aunque facilitan las comidas diarias, son fuente de grasas, azúcares, sodio, aditivos y muchas calorías.

1366 2000 56

Mientras que en el mercado siempre es mayor la proporción de alimentos frescos que podemos encontrar y son éstos los que deben predominar en nuestra compra si queremos comer más sano.

Realizar la compra en el mercado o comercios locales nos ayudará a comer menos productos con etiquetas e ingerir más alimentos, frescos y de temporada, tal como se ha observado en un estudio publicado en Preventive Medicine el año pasado.

Realiza una lista de compra

Registrar los alimentos que vamos a comprar y limitarnos a ese listado es de mucha ayuda no sólo para no traer a casa lo que no vamos a usar, sino también, para poder elaborar los platos que deseamos.

Es decir, lo mejor es planificar previamente un menú o al menos pensar en las comidas que solemos elaborar o que deseamos preparar en casa y después, registrar los ingredientes de las mismas en nuestra lista para que no falten al momento de cocinar.

Además, ten en cuenta que en tu lista de compra deben predominar los alimentos frescos y ser mínimos los procesados, así como idealmente nulos los ultraprocesados.

1366 2000 57

No te dejes engañar por las etiquetas

Los envases de los alimentos no sólo se diseñan para favorecer el traslado y conservación de los mismos, sino también, como una estrategia de marketing para promover su consumo.

Así, lo importante es siempre analizar bien lo que vamos a comprar, no dejándonos engañar por leyendas como "rico en fibra" o "100% natural", o "light", ya que no siempre lo natural es más sano ni los alimentos light son verdaderamente útiles para cuidar la dieta.

Entonces, lo mejor es analizar ingredientes, buscar alimentos cuyos ingredientes conozcamos y en los cuales el contenido de azúcar, grasas trans y sodio sea el mínimo posible.

No te guíes por las ofertas

Las ofertas de los grandes supermercados o incluso del mercado, no siempre son convenientes, por lo tanto, mejor no dejarse guiar por las mismas.

Si compramos porque está en oferta podemos traer a casa alimentos o productos que no usaremos o de mala calidad simplemente por que "está barato", asimismo, podemos culminar comprando alimentos a pocos días de su fecha de caducidad o de baja calidad nutricional.

1366 2000 59

Por ello, mejor limitarse a la lista que llevamos y comprar de oferta sólo si el alimento o producto en cuestión es de calidad, no caduca próximamente y se encontraba en nuestra lista.

Evita ir de compras con el estómago vacío

Si vamos a un lugar donde podemos comprar todo tipo de alimentos con un alto nivel de hambre, de seguro acabaremos escogiendo (inconscientemente), alimentos ricos en calorías porque nuestro cuerpo así los necesita en este momento.

Entonces, mejor no ir de compras con el estómago vacío, sino después de comer o de desayunar, y con lista en mano para poder controlar nuestro consumo en el comercio, mercado o supermercado.

Compra más fresco y de temporada

Si en tu lista de compra y por lo tanto, en tus bolsas al finalizar la misma predominan alimentos frescos y de temporada de seguro tendrás los nutrientes de calidad que el organismo necesita.

Los alimentos frescos siempre son de mejor calidad nutricional que los productos, pero más aun si se trata de frutas y verduras de estación porque cuando encuentran su mejor época de consumo es cuando ofrecen justo los nutrientes que nuestro cuerpo demanda.

1366 2000 55

Además, tendrán mejor sabor y aroma y se encontrarán a menor precio, por lo que comprar más fresco y de temporada no sólo cuidará tu dieta sino también, tu bolsillo.

Suma un alimento que no conozcas

Aunque hemos dicho que siempre es mejor limitarnos a comprar lo que usaremos, no debemos olvidar que solemos comer lo que compramos y por ello, puede ser un buen truco para nuestra dieta sumar un alimento que no conocemos a la cesta en cada ocasión.

No hablamos de probar una bebida azucarada o una comida congelada, sino un alimento fresco y de estación en lo posible, porque quizá allí encontraremos un nuevo sabor agradable y un ingrediente nutritivo que de ahora en adelante formará parte de nuestra dieta.

Por ejemplo, yo cada vez que voy al mercado pido una fruta o verdura nueva para degustar en casa, si nos agrada, la próxima vez esa se suma a la compra para tener más diversidad y por lo tanto, más nutrientes en la mesa diaria.

Ya sabes, todo comienza con una buena compra, por eso si buscas cuidar tu dieta y tu cuerpo en este nuevo curso, lo mejor es apuntarte los trucos antes dados para obtener resultados.

Bibliografía consultada | Preventive Medicine, Volume 89, August 2016, Pages 237–244.
Imagen | iStock

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio