Compartir
Publicidad
Publicidad

Trabaja tu suelo pélvico en casa, con ejercicios de Kegel

Trabaja tu suelo pélvico en casa, con ejercicios de Kegel
Guardar
6 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Si alguna vez has escuchado hablar de este tipo de ejercicios, seguramente has visto que son destinados a mujeres, sin embargo, trabajar los músculos del suelo pélvico es algo beneficioso no sólo para el sexo femenino, sino también, para los hombres. A continuación te contamos todo sobre los ejercicios de Kegel y sus beneficios.

¿Qué es el suelo pélvico?

El suelo pélvico es un conjunto de músculos y ligamentos que se ubican en la pelvis y que tienen ante todo, una función de sosten para los órganos allí situados, como son la vejiga o la uretra.

Este conjunto de músculos pueden ejercitarse para prevenir su debilitamiento y así, evitar que los órganos ubicados en la región pelviana se caigan y vean afectada su función.

El fortalecimiento del suelo pélvico es indispensable para prevenir desde una molesta incontienencia urinaria, hasta la eyaculación precoz y los prolapsos, como nos han contado anteriormente en Vitónica.

Ejercicios de Kegel: beneficios y ejemplos

Como hemos visto, el fortalecimiento de los músculos que componen el suelo pélvico es de gran importancia y puede ayudar a revertir o prevenir problemas frecuentes como los escapes de orina o de materia fecal a causa de la incontinencia, eyaculación precoz y prolapsos rectales o vesicales.

Además, unos músculos fuertes en la zona pueden mejorar la erección y al permitir controlar la eyaculación, pueden favorecer el momento del coito y optimizar las relaciones sexuales.

Kegel2

Ya sabes, para prevenir problemas de salud y para beneficiarnos sexualmente, estos ejercicios de Kegel pueden ayudar fortaleciendo el suelo pélvico. Algunos ejercicios que puedes realizar en casa o donde quiera que te encuentres son:

  • Realizar el gesto de contener orina o de contener un gas, es decir, contraer esfínteres y sostener la contracción por espacio de 4 segundos. Relajar y volver a realizar un par de veces más.
  • Movilizar la cadera en forma pendular, hacia adelante y hacia atrás, relajando esfínteres cuando la cola va hacia atrás y contrayendo cuando el pubis se acerca al abdomen.
  • Realizar hipopresivos, tal como nos muestran en Vitónica su técnica de ejecución para trabajar los músculos del perineo.
  • Sentarnos sobre un fitball o pelota suiza y movilizar la cadera hacia los lados suavemente, o hacia adelante y atrás, cambiando el soporte del peso con cada movimiento y produciendo la contracción refleja de la zona pelviana.
  • Sentados sobre un balón, con la pared abdominal contraída, separar y juntar las rodillas mientras mantenemos los pies unidos para activar la musculatura del suelo pélvico.

Con estos ejercicios que podemos ejecutar en cualquier lado, incluso en la oficina o en el gimnasio, podemos fortalecer los músculos del suelo pélvico y cuidar no sólo la salud sino también, nuestra vida sexual.

Es fundamental que al realizar estos ejercicios de Kegel recuerdes no contener la respiración e intentar contraer y/o relajar sólo los músculos del suelo pélvico, sin recurrir a la ayuda del abdomen, la espalda u otros músculos.

Si bien el trabajo del suelo pélvico es de gran importancia en las mujeres, quienes con los embarazos y el parto ven más afectada esta zona, la realidad es que los hombres también requieren su fortalecimiento y pueden beneficiarse grandemente realizando ejercicios de Kegel.

En Trendencias Hombre | Algunos ejercicios que solemos pasar por alto en el gimnasio
En Vitónica | Ejercicios de Kegel, también para hombres
Imagen | Thinkstock y Thinkstock

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio