Compartir
Publicidad
Decepción total con lo nuevo de Louis Vuitton para la Primavera-Verano 2016
Tendencias

Decepción total con lo nuevo de Louis Vuitton para la Primavera-Verano 2016

Publicidad
Publicidad

Lo siento, pero lo nuevo de Louis Vuitton para la Primavera-Verano 2016 me parece una tomadura de pelo o una broma de mal gusto. Acostumbrados a una calidad excepcional en las colecciones y a un estilo que dentro de lo masculino era bastante fácil de introducir en el armario, con prendas que a simple vista estábamos convencidos que se convertirían en must de la temporada, nos ha presentado una colección que no hay por dónde cogerla, con prendas que más que para estar en un armario son para que acaben en un museo. Aun no sé si de la moda o de los horrores. Decepcionado, muy decepcionado me has dejado Kim Jones...

887565 10155684172640125 2461554772006845116 O
1913420 10155684172895125 4927626589173855118 O

Aun así, sabiendo que toda colección lleva detrás una historia y una línea creativa bastante elaborada, vamos a comentarla para ver si eso nos ayuda a entender mejor el por qué de esta creación. El hombre que presenta para esta nueva temporada es un viajero nato que se dedica a recorrer mundo y hacer de sus variados estilos y culturas, una manera de ser que se plasma en la forma de vestir que adquiere:

Hoy en día, el viajero toma como suyos detalles allá donde queira que va y los hace propios incorporándolos a su día a día
10003569 10155684172645125 9143660987919614275 O
11011040 10155684172745125 6921955326236233393 O
11046506 10155684173150125 2849044563875734713 O

Y no es raro, pues Kim Jones es de por sí un viajero nato que solo en este año ha recorrido 15 países diferentes, ávido de nuevas ideas con las que dar forma a esta nueva creación. Desde sus experiencias en Myanmar con una tribu que hacía a mano todas sus vestimentas hasta la impronta que dejó en el Japón y el descubrimiento del cuero Kobe, todas ellas han sido artífices y colaboradoras de esta idea estival que ayer desfiló en París.

11054433 10155684173145125 8647567491288839599 O
11114228 10155684172755125 8844836425323794245 O
11216606 10155684172635125 6810542440779700748 O 1

Las prendas, con un marcado estilo oriental y tribal, se apoyan en la seda, el mohair o el satén para estampar sobre ellos motivos animales, florales y geométricos en vivos colores y todo ello en un aura de espiritualidad que se refleja en lo vaporoso y abierto del corte de las prendas. Los pantalones y las camisas maman directamente de la estética de los años 50 mientras que el calzado se mantiene anacrónico y no ha sido objeto de análisis e innovación por parte de la firma en esta ocasión, pues ofrece diseños muy normales y anodinos que hemos visto en otras colecciones.

11415582 10155684173135125 508205474279412032 O
11428145 10155684172750125 5605918613629203544 O
11538115 10155684172900125 545891868110676438 O

Los satinados, los estampados florales, los cuellos mao, el triunfo de la seda... podríamos decir que estamos ante un choque directo entre la cultura oriental y la occidental que toma forma y cuerpo en una colección cuyas prendas y outfits resultan poco masculinos, difíciles de combinar entre sí y más propias de una Gala Met que de una alfombra roja con cierta clase y decoro. Creo que como estudio creativo tiene mucho que decirnos pero como colección, ha sido un auténtico fracaso.

En Trendencias Hombre | Colecciones primavera-verano 2016 de Hogan, Valentino y Raf Simons

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos