Compartir
Publicidad

Cómo elegir correctamente un vaquero

Cómo elegir correctamente un vaquero
12 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Los vaqueros son, con mucho, la prenda más versátil del armario masculino. Dependiendo de cómo los combines, puedes usarlos para trabajar e incluso para ir de fiesta. Muchos hombres con estilo se han atrevido a llevar vaqueros a eventos de alto copete y, lo más importante, no han desentonado nada. Y es que amigos, unos buenos vaqueros son siempre una apuesta segura.

Sin embargo, se ve cada cosa en cada cuerpo que es para echarse a llorar. Como para todo en esta vida hay unas pautas a la hora de elegir un buen vaquero porque, y esto es importante metérselo en la cabeza, el problema no es tu cuerpo sino encontrar la prenda que tenga el corte adecueado para tu forma.

Antiguamente la gente se hacía la ropa a medida. Esto era una maravilla porque, una vez hecho el patrón, lo más caro, la ropa que te hicieran se ajustaría perfectamente a ti. Ahora con la fabricación en serie es mucho más difícil encontrar la prenda perfecta. Y es que no todos tenemos el mismo tipo de cuerpo y los estándares no siempre funcionan. También es mucho más barato vestirse bien.

En el caso de los vaqueros es importante tener en cuenta ciertas premisas que nos ayudarán bastante para no equivocarnos en nuestra elección. En primer lugar, y contrario a la creencia popular, no hay que racanear a la hora de comprarse unos vaqueros. Es cierto que los hay por diez euros, en plan made in Camboya, pero también es cierto que la mayoría de esos vaqueros tienen un tejido de muy mala calidad mezclado con elástico o incluso lycra. No hay nada peor en el mundo que unos vaqueros ajustados en plan malla. Además, cualquiera que tenga una mijita de ojo verá en seguida que se trata de un vaquero de tercera regional. Y ese no es el efecto que queremos producir.

Así que hay que cambiar el chip: un vaquero es una inversión. Piensa en el uso que le vas a dar, la mayoría muchísimo, y en el desgaste que va a sufrir la prenda. En vaqueros, más que en ninguna otra cosa, lo barato sale caro.

vaquero pull and bear

En segundo lugar, hay que pensar para qué queremos ese vaquero. Si podemos permitirnos siete, enhorabuena, sáltate este párrafo porque es una tontuna. Pero si como el resto de los mortales lo normal es que tengas dos pares en el armario tienes que pensar dónde los vas a lucir. Los vaqueros oscuros serán, con toda probabilidad, siempre la mejor elección porque sirven tanto para ir a la oficina como para salir de copas. Dan un aspecto sobrio dentro de la informalidad del vaquero, y elegante, porque lo cierto es que hoy en día se llevan los vaqueros oscuros.

Los vaqueros claros también están en las tiendas y en los catálogos, pero personalmente los recomiendo más para el tiempo de ocio. Dan un aspecto más informal, así que si sólo podemos permitirnos tener un buen par, por favor, que sean oscuros. Ganarás en usabilidad. Por otra parte, huye de los vaqueros nevados porque aún no han vuelto del cementerio de las modas.

Esto es importante. Que un pantalón vaquero no se haya desgastado no significa que te lo puedes seguir poniendo. Tengo amigos que visten vaqueros de hace cinco años porque aún les valen y están en buenas condiciones. Sin embargo, las modas vaqueriles también evolucionan. Mientras que hace diez años se llevaban por encima del tobillo, ahora se llevan creando bolsa sobre el zapato, con su buen par de pliegues. No, no vale que quede justo a la altura del zapato, tiene que colgar.

También hoy se llevan rectos. Olvídate de las campanas y de los pitillos. Bueno, si eres un moderno los pitillos serán siempre tu aliado, pero para el resto de los mortales los pantalones rectos serán siempre la mejor elección: nunca pasan de moda. Tampoco olvides que los bolsillos atrás marcan más el trasero, así que dependiendo de cómo estés de forma querrás o no realzar esa zona. Eso sí, bolsillos, cremalleras y cordones accesorios, de esos que cuelgan de cualquier parte sin utilidad – y que tanto aparecenen los vaqueros made in Camboya de los que os hablaba antes – no son precisamente los más in.

Como conclusión, evita las modas. Las modas van y vienen con mucha rapidez, mientras que la evolución del estilo es mucho más sutil. Un vaquero azul eléctrico esta temporada es tendencia y la que viene una horterada. Un buen par azul oscuro, recto, siempre será un clásico.

Y por cierto, los vaqueros rajados ya están pasando de moda, así que cuidado a la hora de hacer vuestra próxima compra.

Imagen | Pull and Bear; Levis

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio