Siete formas de sumar antioxidantes a la dieta habitual, para proteger tu piel este verano
Nutrición

Siete formas de sumar antioxidantes a la dieta habitual, para proteger tu piel este verano

La alimentación que llevamos puede influir grandemente en el cuidado de nuestro cuerpo y los antioxidantes son componente clave en este sentido. Por eso, dejamos siete formas de sumar antioxidantes a tu dieta habitual para proteger la piel durante el verano.

Los efectos positivos de los antioxidantes sobre la piel

Entre los antioxidantes que naturalmente están presentes en los alimentos y podemos incorporar fácilmente a nuestra dieta se encuentran los carotenos, la vitamina C y vitamina E, la vitamina A, el selenio, los ácidos grasos omega 3 y los polifenoles que además de neutralizar el efecto de los radicales libres del oxígeno tienen efecto antiinflamatorio en el organismo.

Así, los carotenos pueden ofrecer fotoprotección para cuidar la piel ante la exposición al sol, y la vitamina C junto a la vitamina E contribuyen a prevenir quemaduras solares y reacciones negativas ante la exposición al sol.

Asimismo, la vitamina E junto a la vitamina C pueden favorecer la prevención del envejecimiento de la piel inducido por la radiación solar y polifenoles como el resveratrol también tiene un efecto fotoprotector y antienvejecimiento comprobado.

El omega 3 que también tiene efecto antioxidante ha demostrado cuidar la piel y protegerla ante la exposición a la luz solar mediante diferentes  mecanismos.

Por todo esto, los antioxidantes resultan de gran utilidad si buscamos proteger la piel durante el verano en que pasamos mayor tiempo expuestos a la radiación solar.

Veggie

Los mejores consejos para sumar antioxidantes a la dieta habitual

Enriquecer nuestra dieta con antioxidantes naturales resulta de gran utilidad para beneficiar al organismo tanto por dentro como por fuera, siendo especialmente útil si buscamos cuidar la piel durante el verano.

Por eso, dejamos algunos consejos que permiten sumar antioxidantes a la alimentación habitual:

Incluye frutas y verduras en todas tus comidas

Las frutas y verduras, especialmente si las consumimos frescas y con su piel, resultan una gran fuente de antioxidantes para el organismo. Por ello  recomendamos que se hagan presentes en todas las comidas diarias.

Ejemplares como las coles que se consumen mayormente cocidas es aconsejable cocinarlas al vapor para evitar la pérdida de nutrientes con efecto antioxidante.

Incorpora granos enteros y legumbres a la mesa habitual

En reemplazo de cereales refinados recomendamos incorporar granos enteros y legumbres debido a que son fuente de selenio y también de polifenoles con efecto antioxidante para el organismo.

Así, es aconsejable cambiar cereales refinados por cereales integrales como el arroz integral y la avena en copos, la harina de trigo integral y  derivados o bien, diversos tipos de legumbres que pueden ser secas o en  conserva para mayor practicidad.

Antiinflamacion1

Utiliza hierbas y especias varias

Las hierbas frescas o deshidratadas así como diferentes tipos de especias  que podemos utilizar para dar sabor a los alimentos no sólo pueden sumar  nutrientes de calidad sino también valiosos antioxidantes aunque los  empleamos en pequeñas cantidades.

Orégano, tomillo, pimienta, canela y muchos otros nos ayudarán a dar sabor a nuestros platos de forma saludable, mientras incorporamos antioxidantes diversos a los mismos como puede ser vitamina C, vitamina E, carotenos y vitamina A.

Consume pescado graso al menos dos veces a la semana

El pescado graso o azul es fuente de ácidos grasos poliinsaturados para el  organismo como es el omega 3 con efecto antiinflamatorio y antioxidante nuestro cuerpo.

El pescado fundamentalmente es fuente de ácido eicosapentaenoico o EPA y ácido  docosahexaenoico o DHA, que ofrecen grandes beneficios al organismo y contribuyen a cuidar la piel del sol durante el verano.

Fruit 1202313 1280

Incorpora frutos secos y semillas a tus platos

Tanto frutos secos como semillas son fuente de ácidos grasos insaturados muchos de ellos omega 3 de origen vegetal.

Asimismo, frutos secos y semillas brindan vitamina E con efecto antioxidante en el organismo y polifenoles con efecto antienvejecimiento en nuestra piel.

Consume aceites vegetales sin someter a cocción

Para aprovechar al máximo los componentes con efecto antioxidante de los aceites vegetales recomendamos su incorporación sin someter a cocción.

A diferencia de lo que ocurre si los empleamos para una fritura, los aceites  vegetales en crudo pueden brindar polifenoles y vitamina E en  apreciables cantidades al organismo.

Fruits 1761031 1280

Elige alimentos frescos y de temporada, siempre que sea posible

Los alimentos frescos concentran más antioxidantes que aquellos que se encuentran refrigerados por largo tiempo o bien, que se presentan tras ser manipulados industrialmente.

Por eso, recomendamos escoger ingredientes de estación y consumirlos frescos siempre que sea posible, para aprovechar en mayor medida nutrientes como la vitamina C que se oxida fácilmente durante el almacenamiento.

Estos son siete consejos para sumar antioxidantes a tu dieta habitual y proteger la piel este verano así como beneficiar en otros aspectos la salud del organismo.

Imagen | iStock y Jumpstory

Temas
Inicio