Compartir
Publicidad
Más allá de la estética, cuatro buenas razones para cuidar la ingesta de vitamina E
Nutrición

Más allá de la estética, cuatro buenas razones para cuidar la ingesta de vitamina E

Publicidad
Publicidad

A diario se recomiendan sólo 15 a 20 mg de esta vitamina que resulta un potente nutricosmético. Sin embargo, más allá de los efectos sobre nuestra estética, te contamos otras cuatro buenas razones para cuidar la ingesta de vitamina E.

Contribuye a retrasar el envejecimiento

La vitamina E es un potente antioxidante y por ello, tiene un efecto sobre nuestro material genético que podría retrasar el envejecimiento al prevenir o disminuir el daño del estrés oxidativo sobre el ADN, según señala un reciente estudio.

Por esta misma razón, la adecuada ingesta de vitamina E podría contribuir a un envejecimiento más sano, con menos patologías ademas de demorar los efectos del paso del tiempo sobre nuestro cuerpo.

Asimismo, investigaciones previas señalan que este nutriente puede tener un rol fundamental en el cuidado de la piel y en la prevención de su envejecimiento, siendo por ello un buen nutriente cuando buscamos evitar o controlar las arrugas en nuestro cuerpo.

Olive Oil 926827 1280 1

Ayuda a prevenir enfermedades del corazón

La vitamina E justamente por su efecto antioxidante y también, por ser frecuentemente acompañada de grasas sanas para nuestro organismo, se considera un nutriente que puede prevenir enfermedades cardiovasculares como concluye una investigación publicada en la revista Nutrition.

Por reducir factores de riesgo para el desarrollo de patologías del corazón, la vitamina E es un nutriente cardioprotector. Concretamente, evita la oxidación de lípidos en sangre y de esta forma, reduce las probabilidades de sufrir aterosclerosis como señala un estudio, una enfermedad vascular que puede resultar muy nociva en el organismo.

Reduce las posibilidades de tener cáncer

Debido precisamente a su efecto antioxidante y su influencia sobre el ADN, evitando daños que suele ocasionar el estrés oxidativo o los radicales libres del oxígeno, la vitamina E puede reducir las posbilidades de sufrir enfermedades degenerativas como el cáncer.

Un estudio publicado en la revista Cancer Research así lo confirma al considerar que la ingesta de antioxidantes reduce el riesgo de cáncer pero observar concretamente que quienes más vitamina E consumen tienen menor incidencia de cáncer de colon.

Nuts 3248743 1280 3

Es un buen complemento del ejercicio físico

Al momento de lograr buenos resultados con la práctica de ejercicio, una dieta adecuada resulta clave y en este sentido, no podemos olvidar determinados minerales y vitaminas.

La vitamina E es junto a la vitamina C una buena forma de reducir el estrés que el ejercicio intenso puede generar y de incrementar el rendimiento así como la recuperación del músculo tras el esfuerzo como lo ha observado un estudio publicado en The American Journal of Clinical Nutrition.

Pero además, la vitamina E mejora el metabolismo y la oxidación que tiene lugar en cada célula para obtener el máximo rendimiento tal como se señala en una investigación realizada en ratas.

Ya vemos que más allá de nuestra estética, la vitamina E es un nutriente que puede ofrecer muchos beneficios a la salud y que por ello, no debemos descuidar su ingesta.

Podemos incluirla mediante aceites vegetales, semillas, frutos secos y pescados grasos o huevos, entre otros alimentos fuente.

Imagen | iStock y Pixabay

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio