Compartir
Publicidad
Publicidad

Análisis: la metrosexualidad cumple cuatro añitos

Análisis: la metrosexualidad cumple cuatro añitos
Guardar
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En el año 2004 se abrió un nuevo concepto de lo masculino: los hombres metrosexuales. Una época en la que muchas firmas de cosmética femenina se decidían a lanzar gamas de productos ideados exclusivamente para el hombre. Ya no bastaba sólo con echarse un after shave y algo de colonia, si no que las cremas para la cara comenzaban a ocupar un sitio privilegiado en nuestro cuarto de baño.

Y es aquí donde comenzó todo el revuelo, de hecho, publicistas, diseñadores y firmas de cosmética no han dudado en exprimirse el cerebro para conquistar y hacer cada día más numerosa una tribu en ciernes cuya seña de identidad es la coquetería.

Aquel fué un momento en el que empezamos a probar cremas antiarrugas, hidratantes, correctores de ojeras y hasta un gel que se suponía reducía varios centímetros de cintura. El mercado comenzaba a crecer y crecer y marcas como Biotherm Homme facturaban cientos de millones de euros a costa de su nuevo cliente, el hombre.

David Beckham encabezaba la lista del epicureísmo mundial, que seguían muy de cerca cientos de hombres famosos, protagonistas de campañas de publicidad en revistas y televisión, que animaban y concienciaban a todos los hombres a comenzar a cuidarse. Muchos fuimos víctimas de aquel bombardeo, que hoy en día continua retumbando.

Es ahi donde muchos empezamos a entender que los “potingues” faciales no estaban reservados simplemente a la mujer y en el que un mundo de novedades cosméticas comenzaba a abrirse ante nuestros ojos.

No obstante, ahora más que nunca el “metro” está en la calle, paseando sus maneras de dandi en el bullicio de las grandes ciudades y consumiendo productos y servicios de cuidado personal como un loco. Basta con acercarse a un spa urbano para ver el número de hombres que allí hay. Las limpiezas de cutis y de pedicura han credido ostensiblemente lo que demuestra la grandeza del impacto que ha tenido esta moda del cuidado entre el público masculino.

La cosa no termina ahi, los datos demuestran que el 20% de las liposucciones anuales realizadas en nuestro país son efectuadas en hombres. Este dato viene unido al que dice que la cirugía masculina ya no es cosa infrecuente en los quirófanos. Las operaciones de cirugía estética en párpados y los implantes de pómulos, mentón, gemelos y glúteos son intervenciones que cada vez se solicitan más entre los españoles, por no hablar de la depilación.

Actualmente son cada vez más el número de hombres que en mayor o menor medida se cuidan y miman su cuerpo, así como la piel del rostro y el cabello, para ello no tienen más que sacar la tarjeta para hacerse con los últimos y mejores tratamientos cosméticos del mercado. En este sentido la forma física es otra de sus máximas. Cuando el clima no acompaña y la agenda laboral echa chispas, el gimnasio se convierte en su segunda casa.

Personalmente me cuestiono si esta estrategia de la metrosexualidad fué algo premeditado y muy estudiado para que cientos de marcas y firmas sacasen tajada de este mercado o si inocentemente alguien se dió cuenta que el hombre necesitaba los mismos cuidados que la mujer. Sea como fuere lo que está claro es que nostros queremos sentirnos guapos y atractivos, queremos oler bien y lo más importante, queremos estar a gusto con nosotros mismos.

Foto | Sinc, Rocko Blogia, Emporio Armani

En Mensencia | Tipos básicos de piel: grasa,
normal, seca y mixta
, Cuidados básicos antes de los 30

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos