Compartir
Publicidad
Publicidad

Panerai, 11 años de pasión, aventura y amor por el mar

Panerai, 11 años de pasión, aventura y amor por el mar
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Esta mañana hemos acudido a la convocatoria para la prensa enviada por Panerai. La cita era en el Club Matador de Madrid - un espacio creado por los responsables de La Fábrica que, como bien sabéis, editan la famosa revista Matador -, que aspira a convertirse en un lugar de encuentro donde profesionales de distintas procedencias y culturas puedan disfrutar de un entorno único.

El motivo de esta convocatoria era la presentación del Panerai Classic Yachts Challenge 2015, un circuito de regatas de clásicos que Panerai organiza todos los años, y que recala en el puerto de Mahón a finales de agosto.

Coparey

Mario Giménez, director de Panerai Iberia, nos explicó que a principios del siglo XX, la Real Marina Militar italiana encargó a Panerai el suministro de instrumentos de precisión diseñados para satisfacer las estrictas necesidades militares. En 1993, Officine Panerai presentó tres relojes, para el gran público, inspirados en los modelos históricos creados para los comandos submarinos que no tardaron en convertirse en objetos de culto para muchos entusiastas y coleccionistas.

El Grupo Richemont adquirió la marca en 1997 comenzando a desplegar todo su potencial en términos de creatividad y distribución, dando vida a relojes fieles a su propia tradición, y muy selectivos en cuanto a la distribución. Estos relojes representan una nueva elegancia asociada con la idea de simplicidad, sobriedad y rigor con una excelente mecánica.

Menorca

Panerai continúa manteniendo un vínculo muy estrecho con la mar patrocinando el Panerai Classic Yachts Challenge, probablemente el cicuito internacional más importante de regatas para veleros clásicos que, el año pasado, cumplió su 10 aniversario.

Mario Giménez nos explicó que hasta el último momento desconocen el número exacto de barcos que van a participar en estas regatas, pero la cifra suele rondar de los 40 a los 60 barcos. Todos son diferentes en lo relacionado con el tamaño y el velamen, por lo que el verlos navegar todos juntos constituye un auténtico espectáculo.

Regata

A lo largo de todo el año se celebran una serie de regatas por las costas de los lugares más famosos del Mediterráneo como Antibes, Argentario, Mahón y Cannes. Los yates también pasan por la Isla de Wight y atraviesan el océano Atlántico, costeando el litoral americano por Rhode Island.

En el año 1936, el ingeniero naval William Fife mandó construir en unos astilleros de Escocia un barco al que llamó Eilean - que en gaélico significa "isla pequeña". Panerai rescató este barco de aguas caribeñas, y lo llevó al cantiere Viareggio en Lucca (Toscana italiana) donde fue remozado durante tres años para devolverle su antiguo esplendor.

Mahon

Casualmente, el primer prototipo del primer reloj Panerai vio la luz en Florencia el mismo año que el Eilean fue botado, con lo cual es como si se hubiese producido la cuadratura del círculo.

Una vez acabada la presentación asaltamos a Mario Giménez con un montón de preguntas. Con paciencia y amabilidad, Mario las fue respondiendo una a una. Nos contó que al ganador de las regatas se le solía hacer entrega de uno de los famosos relojes Panerai. También nos dijo que entre la tripulación fija del Eilean compuesta por tres personas había una mujer, y que en época de regatas contrataban al resto de los tripulantes.

Evento

Al preguntarle si la presencia de Panerai se podía ver en el velamen, nos contestó que los responsables de la marca en este sentido preferían mostrarse discretos, y que la presencia de Panerai se podía ver, sobre todo, en el cuadro de mandos del barco.

El director de Panerai Iberia nos explicó que no todos los barcos compiten en todas las regatas, pues algunas por fechas se solopan, pero que casi todos los barcos suelen hacer el circuito mediterráneo.

Cuando el barco no compite, se suele utilizar para invitar a los distribuidores, patrocionadores y clientes VIP. También comentó que cuando tienen la suerte de poder llevar el barco a Barcelona, colaboran con el hospital San Juan de Dios para organizar excursiones para niños enfermos de cáncer; y nos contó emocionado lo felices y agradecidos que se mostraban los niños después de haber vivido la experiencia de sentir la brisa del mar y las salpicaduras de las olas en sus caras.

Reloj

Cuando no está compitiendo, durante los meses más duros del invierno, el barco vuelve a su casa a Viareggio donde aprovechan para volverlo a poner en perfecto estado de revisión.

Una presentación súper amena, en un marco privilegiado, presidida en todo momento por un ejemplar del modelo Luminor 1950 Regatta (ya se sabe, noblesse oblige!), que nos ha ayudado a conocer un poco mejor todo el apasionante mundo de los barcos de vela y de las regatas con un anfitrión de auténtico lujo.

Sitio oficial | Officine Panerai

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos