Compartir
Publicidad

Refinado y descarado. Así es el hombre de Tom Ford para la Primavera-Verano 2012

Refinado y descarado. Así es el hombre de Tom Ford para la Primavera-Verano 2012
Guardar
18 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Que el diseñador tejano se ha apoderado del estilo dandi haciéndolo una de sus señas de identidad, no es algo que lo diga yo, es que si uno repasa todas sus colecciones, puede ver como a Tom Ford de momento nadie le puede robar la supremacía de un dandismo, que en su caso es atrevido, descarado pero siempre elegante.

Y para esta Primavera-Verano 2012 pues como os podéis imaginar lo ha vuelto a hacer. Un lookbook protagonizado por el modelo sueco de rostro afiladísimo Mathias Bergh, que nos presenta outfits para un hombre de lo más classy que se viste con prendas de sastrería refinadas y que de vez en cuando se permite alguna osadía. Del mismo modo que se decanta por el estilo safari-chic o el baño retro para para las ocasiones más desenfadadas, y que al llegar a una noche se planta la dinner jacket como buen gentleman.

Un tailoring tan sofisticado como atrevido

Tom Ford Primavera-Verano 2012

Un tailoring refinado pero que no deja de ser descarado, y es que los trajes de Ford no son los típicos que lleva un oficinista cualquiera. Olvídate de los conjuntos de sastrería aburridos, en la cabeza de Tom no tienen cabida. Para él hasta los trajes grises, que a veces pueden llegar a ser de lo más cansinos, se vuelven en su caso divertidos.

Esto lo consigue apostando por las camisas con estampados geométricos, las corbatas de pala ancha en muchas ocasiones de punto y el siempre necesario, en su caso, pañuelo de solapa normalmente liso y con ribeteado. ¿El secreto? la mezcla de texturas y materiales, eso sí respetando siempre una combinación de color base, y por supuesto las solapas gigantes y los pantalones con tiros altos -dos detalles muy 70s - que marcan la diferencia con maestría.

Tom Ford Primavera-Verano 2012

Los trajes se presentan en diferentes tonos de gris - del perlado hasta pasando por el gris azulado - por supuesto en azulón intenso (como el que vemos en portada) o llegando incluso al lavanda. Aunque sobra decir que los negros nunca deben faltar, imprescindibles todo el año.

Tom Ford Primavera-Verano 2012

Inevitablemente y hablando de una colección estival, el blanco y sus derivados serán grandes protagonistas. Un color estrella que se lleva a modo de total looks de sastrería – en tonos que van del roto al nuclear pasando por el blanco a la piedra – que se ven salpicados con pequeños toques de color en amarillo o marrón, como vemos con uso de las corbatas de pala regular con grandes topos, a las que se añade el alfiler en el nudo, un detalle este último que el propio Tom utiliza habitualmente en sus propios outfits.

Y es que si por algo se caracterizan sus colecciones es que uno se puede imaginar al modisto vistiendo todos y cada uno de estos looks, yo creo que no hay ni una prenda que él mismo no se pondría.

De safari-chic pero en la ciudad

Tom Ford Primavera-Verano 2012

Para el casual más estiloso la apuesta indiscutible - todo un clásico veraniego - será el estilo safari-chic. Claro que si te vas a la sabana africana no te veo para nada luciendo así de elengantón. Pantalones de vestir de pernera recta, camisas de lino de acabado satinado, saharianas o bombers de ante y livianos fulares al cuello, mucho más apropiados para lucir en junglas cosmopolitas, como son las ciudades.

Tom Ford Primavera-Verano 2012

Los mocasines 'John' de cocodrilo presentados en diferentes versiones – con lazada o sin ella y casi siempre en marrón tabaco y de acabado muy brillante – o en su defecto los loaffers bicolores, serán el calzado estrella de los outfits de día, que obviamente necesitan de una buena gafa, el modelo aviador es una apuesta sobre seguro, que como sabes es la montura que normalmente utiliza el propio Tom.

Una moda baño de lo más retro

Tom Ford Primavera-Verano 2012

El swimwear de Ford nada tiene que ver con las tendencias coloristas por las que suelen apostar muchas casas de moda, en el caso del tejano la paleta se reduce al binomio blanco-negro. Boxers ultra-cortos se aire sesentero en ocasiones con estampados optical muy propios de esta época.

Por su puesto que unas flip-flops ni se las plantea, a la piscina en mocasín, y para la parte de arriba nada un tank top, un polo de punto de seda y listo para un día bajo la sombrilla disfrutando de unos Martinis, que es lo que procede viendo semejantes estilismos de piscina deluxe.

Llegada la noche, no sin la dinner jacket

Tom Ford Primavera-Verano 2012

Y visto lo visto el hombre de Tom Ford cuando llega la noche se vuelve más distinguido si cabe y la única opción posible es vestir una dinner jacket. La chaqueta de esmoquin de seda salvaje en tonos como el el azul intenso o diferentes liliáceos pero siempre de acabados metalizados, se lleva con pantalón, zapato y camisa (con gemelos por supuesto) en rotundo blanco, y el look se completa con doble pañuelo, al cuello y en la solapa, inevitablemente combinados a conjunto.

Tom Ford Primavera-Verano 2012

Eso sí cuando la ocasión lo requiere para un evento de black tie el look total de emoquin será lo apropiado, aunque en este caso con dinner jackets adamascadas en topos, fajín más pajarita xl y para calzar unos opera pumps de charol (siempre he querido tener unos de éstos).

Cuando termina el sarao y el dandi se vuelve a casa o a su lujosa habitación de hotel, no pude hacer otra cosa que ponerse un sofisticado batín de raso, y es que hasta tirado en el sofá el hombre de Tom, no lo puede evitar, tiende a ser distinguido.

Sitio Oficial | Tom Ford En Trendencias Hombre | Elegancia relajada en Emporio Armani Primavera-Verano 2012

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos