Compartir
Publicidad

Ana Locking Otoño-Invierno 2012/2013, abriendo la cápsula del tiempo

Ana Locking Otoño-Invierno 2012/2013, abriendo la cápsula del tiempo
Guardar
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Todo tiene un sentido, todo tiene un mensaje

La ‘cápsula del tiempo’ de la toledana se abrió el viernes en un esperadísimo desfile para el Otoño-Invierno 2012/2013 cargado de expectación. Una expectación generada por el simple hecho - de hecho - de ver moda y además bien hecha. Y es que Ana, no se hace valer de otro tipo de 'espectáculos' para llamar la atención de sus fans; ni djs, ni actuaciones en riguroso playback. Su show es fashionismo en estado puro, y eso sus seguidores/fanáticos lo sabemos.

No decepcionó a nadie, y una vez más, gustó más (si cabe) que otras ocasiones, y es que la constancia, el esfuerzo y la superación son algunas de las características de la evolución del trabajo de Ana Locking, que ya es toda una consagrada en la pasarela madrileña y mucho más allende los mares, o sea a nivel internacional.

Entre los 20s y los 30s, pero muy actualizados


Ana Locking Otoño-Invierno 2012/2013

Es curioso que Ana le comentara al conocido bloguero y periodista Arturo Gil de Sadofashionista (Antena 3), que en cuanto cuelga sus salidas en la web comienza a recibir pedidos de infinidad de países, pero no de España. ¿Qué pasa que tenemos complejo de inferioridad? Eso es lo que me temo…de acuerdo que la MBFWM no será la capital más puntera de tendencias, y mucho menos en el menswear, pero el caso de Locking es especial (y no sólo lo digo yo), grandes firmas (y me refiero del periodismo y la blogosfera) así lo avalan y suscriben.

Ana Locking Otoño-Invierno 2012/2013

A este respecto de la moda masculina, que ya sabéis que en los últimos meses está saliendo mucho más rentable que la femenina – al menos así lo han declarado tanto maisons que pasan en Milán como en París, como muy bien informó hace unas semanas Carmen Mañana en ‘El País’ – Arturo Gil preguntó a Ana Locking el por qué no se plantaba un desfile completo de hombre, y es que como veréis a continuación los estilismos totales, son tan comerciales como actuales, modernos pero de esencia clásica, y además muy bien cortados y patronados.

Ana Locking Otoño-Invierno 2012/2013

A lo que Ana contestó, que no de momento a ella no le saldría rentable. Sinceramente una pena, porque de todo lo visto si me tengo que quedar con una propuesta masculina de ‘la Merche’ (termino acuñado por una buena legión de bloggers para designar a la Mercedes…), sin lugar a dudas me quedo con esta. Y a la parecer no soy el único.

Ana Locking Otoño-Invierno 2012/2013

Metiéndonos en faena, lo de ‘Time Capsule’ hace referencia a la décadas de los años 20s y 30s, una interesante horquilla cronológica que aúna el periodo de bonanza económica, con el estallido del Crack del 29 que dio comienzo a la gran depresión económica de los 30, osea un baremo in extremix. Y si alguien se pensaba que esto es casualidad, yo creo que nada más lejos de la realidad.

Oda sartorial muy Brit


Ana Locking Otoño-Invierno 2012/2013

Y es que en estos momentos de “recesión económica” (lo entrecomillo porque yo tengo muchas dudas al respecto) y teniendo en cuenta que unos años atrás en este país (y en muchos más) se vendían pisos y coches como churros, y la especulación era (y sigue siendo una constante) no sé por qué, pero creo que estamos ante un flashback muy real, es decir más o menos como en el Crack.

Ana Locking Otoño-Invierno 2012/2013

Y la moda que es muy sabía, al menos la de Locking, se sabe valer de todo y con muy buen hacer y sentido del humor recupera siluetas elegantes, refinadas, sofisticadas, alegres y desde mi punto de vista más brit que yanki. Al menos yo lo veo todo muy Big Ben en esta colección, que bien podría haberla lucido el mismísimo Mr Fog, para darse otra vuelta al mundo, aunque ahora le saldría bastante más caro, que ya se sabe que los vuelos lowcost, al final te salen por un ojo de la cara.

Ana Locking Otoño-Invierno 2012/2013

Una colección completa de línea sartorial que está impecable en cuanto a siluetas, formas y acabados. Tejidos como la lana fría – indispensable para los trajes de invierno – o el mohair, el algodón y popelín de las camisas, y por descontado la franela más fina y pulida que nunca para los necesarios abrigos. Materiales que se presentan en looks para un gentleman actual que se viste con trajes tres piezas de pantalón acortado (sin duda la apuesta clave para la nueva season), prendas exteriores y trenchs de corte recto, o camisas de vestir con grandes cuellos y alargados puños.

Ana Locking Otoño-Invierno 2012/2013

Outfits que se accesorizan con bombines y mocasines de piel muy rígida (los tradicionales de acabado satinado), corbatas de pala regular, pajaritas-mariposa, el imprescindible pochette de bolsillo, el alfiler de corbata que vuelve con fuerza, y la clásica flor en el ojal o bolsillo, un toque romántico y muy señorial, que no sé vosotros pero que yo también tendré a bien rescatar.

Detalles románticos que enamoran


Ana Locking Otoño-Invierno 2012/2013

En cuanto a colores, desde la escala de grises base de la propuesta, el inevitable negro, pasando por acentos en aqua y turquesa, en burdeos o rojo vino, en pistacho, ocre y amarillo limón, hasta llegar al melocotón y el intenso y ácido naranja, amén de alguna nota en lapislázuli (ese azulón tinta china que tanto se lleva). Estampados, igual menos que otras ocasiones, pero la mar de vistosos, trama de cuadros tartán o lunares de gran tamaño salpican algunas de las salidas.

Ana Locking Otoño-Invierno 2012/2013

Como detalles, me quedo con el cuello/gorro de punto de canalé al que superpone el bombín (con pluma), las gafas de pasta de aire retro o los cinturones ultra-finos semi-lazados que remarcan algunos de los imponentes abrigos. Y por supuesto los maletines mini. Y es que como me dijo Ana - a la que tuve el placer de saludar - “todo tiene un sentido, todo tiene un mensaje”, y los pequeños detalles son los más importantes. Por cierto el desfile se cerró con broche de lujo, todo un hit clásico que encaja a las mil maravillas con el leit motiv de la colección, ‘Question of Time’ de Depeche Mode, ahí queda eso.

Fotos | Cortesía de Ana Locking
En Trendencias Hombre | Roberto Verino Otoño-Invierno 2012/2013. Entre térreos y grisáceos

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos