Sigue a Trendencias Hombre

Beber agua

En un especial sobre 10 claves para ponerte en forma, no podía faltar conseguir para este 2013 cuidar la alimentación. Todo lo contrario a apuntarse a toda prisa a seguir una dieta milagro, teniendo en cuenta unas sencillas pautas día a día podrás mantener tu cuerpo en un rango de peso saludable, sin pasarlo mal ni perder energía.

Siempre se puede hacer alguna excepción, pero es precisamente cuando se sigue una alimentación sana regularmente cuando no hace falta privarse de nada. Las restricciones severas a veces nos llevan al lado contrario, los excesos, así que mejor vamos a centrarnos en algunos trucos para asegurarnos que comemos bien.

Consejos fáciles de seguir habitualmente

Bebe agua en la mayoría de tus comidas, y cuando no estés comiendo también. El agua es la mejor forma de hidratarte manteniendo la línea, al contrario que otras bebidas que engordan como los refrescos azucarados o las bebidas con alcohol. ¿Sabías que podemos beber hasta 1000 calorías por día? Pero lo puedes evitar, si la mayor parte del tiempo te pasas al agua, que además ayuda a eliminar toxinas.

Pon algo verde en todos tus platos. Con verde me refiero a verdura claro, no vale un billete de 100 euros, aunque para el bolsillo nunca viene mal. Las verduras y hortalizas son bajas en calorías y nos aportan vitaminas, minerales, antioxidantes y fibra, que nos ayuda a regular la digestión y a saciarnos antes.

Ten en cuenta al preparar la comida que lo ideal es que una buena parte esté compuesta por verduras, en forma de ensalada, salteadas acompañando, de entrante en crema… ¡Como más te gusten! Pero que no falten.

Cereales y frutas

La fruta tampoco puede estar ausente, por los mismas razones, además de ser un aporte importante de vitaminas, su variedad de sabores nos alegra la dieta y nos ayuda a quitarnos las ganas de dulce, de forma saludable. Si eres de los que no la puede ni ver, proponte al menos tomar una pieza al día ¿Qué tal empezar el día con un zumo de naranja natural o merendar un plátano?, todo es acostumbrarse y ya verás como al final no puedes pasar sin ella.

Consume legumbres al menos dos veces por semana. Tienen fama de engordar, pero lo cierto es que nos dan energía a largo plazo, aportando hidratos complejos, fibra y proteínas de buena calidad, sin apenas grasa. Cocinándolas con verduras y un poco de arroz integral, conseguiremos una comida muy completa, con todos los aminoácidos esenciales que nuestro organismo necesita.

Hablando de arroz, intenta que los cereales que comas sean siempre integrales, también el pan y la pasta, no solo porque regulan el tránsito intestinal, sus hidratos de carbono son de mejor calidad y aportan nutrientes que las harinas refinadas no contienen.

Bocadillos integrales

Algunas pautas a tener también en cuenta

Aunque ya hemos comentado antes que no es necesario privarse de nada, hay algunos alimentos que es mejor reservar para ocasiones muy puntuales como son la mayoría de los precocinados, la bollería industrial, patatas fritas de bolsa, pan de molde, margarinas hidrogenadas… en general productos con alto contenido en sal, azúcar y grasas Trans. Sin olvidarnos de los falsos amigos, que pueden parecer ligeros pero no siempre lo son.

Planificar nuestras compras en base a los consejos anteriores y acudir al supermercado con una lista, y muy importante, ¡Sin hambre! ayuda a llenar la nevera con alimentos saludables y a evitar dejarnos llevar por la gran cantidad de reclamos altos en calorías y muy pobres en nutrientes que abundan en las estanterías.

Comer sentados en la mesa, evitando distracciones, masticando bien, dejando descansar los cubiertos entre bocado y bocado y saboreando despacio son claves fundamentales para prevenir los excesos ya que además de qué comemos, también es importante hacerlo en cantidades adecuadas.

Al cocinar, mejor optar en general por hacerlo al horno, a la plancha, con salteados, al vapor o hirviendo los alimentos en lugar de consumirlos fritos, rebozados o en preparaciones más grasientas.

¿Quieres hacer tus platos más sabrosos? Pues echa mano de todo tipo de especias y condimentos ligeros como el limón, la mostaza o el jengibre. Seguro que no te aburres.

Mantenerse en forma no es tan difícil. Siguiendo estas recomendaciones y practicando algo de ejercicio seguro que lo consigues. ¿Te animas a empezar a cuidar tu alimentación?

Fotos | garryknight | janineomg
En Vitónica | Desayuna más y cena menos si quieres perder peso
En Trendencias Hombre | Consume más fibra si quieres lucir en forma

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

4 comentarios