Operación Afeitado Perfecto: cuchillas versus maquinilla eléctrica.

Síguenos

maquinaelectricaafeitar1.jpg

El otro día nuestro compañero Sergio hablaba, dentro del especial Operación Afeitado Perfecto, del afeitado en sí y mencionaba el tema de las cuchillas y las maquinillas eléctricas. Tema polémico donde los haya, si no me crees haz la prueba. Pregunta a tus compañeros de trabajo o a tus amigos qué prefieren, si la cuchilla o la maquinilla. Cada uno con su opinión, te cuenta su experiencia y hace una apasionada defensa.

Así que hoy, yo os voy a hacer una comparativa, porque ambos métodos tienen sus ventajas e inconvenientes. Y de lo que se trata es de que dejemos desnudos ambos métodos para poder elegir con libertad.

Empecemos por la cuchilla. Las ventajas más evidentes, son fáciles de usar, rápidas y no tienes que ponerlas a cargar. La cuchilla, al pasarla, elimina las células muertas de la piel. También son más pequeñas que una máquina, que parece una tontería pero viene genial cuando vas de viaje tener más espacio en tu bolsa de aseo. El apurado es perfecto y el acabado es perfecto.

Sin embargo, también tiene sus inconvenientes: los molestos cortes en la piel, irritaciones, problemas en las zonas curvas y los frecuentes atascos con los pelos. Además las cuchillas “último modelo” con un tanto caras y además cuanto más modernas son, menos duran afiladas.

Por otro lado tenemos las maquinillas eléctricas, que podemos dividirlas según su sistemas de corte:cabezales con cuchillas giratorias o con láminas vibrantes. Os recomiendo que si os decantáis por esta opción, la uséis todos los días. De esta forma, la piel se acostumbrará y conseguiréis un mayor apurado.

Otra ventaja es el tiempo o incluso el sitio donde poder usarla. Cuando por cosas del destino me tengo que ir al trabajo y de repende paso por un espejo, antes de salir de casa, y compruebo que no me afeitado siempre viene bien tener una maquina electrica para darle un repaso a la barba. El apurado no es exquisito pero si que es pasable.

El lugar donde usarla es cualquiera donde haya un enchufe. Mientras que la cuchilla solo podemos usarla en un baño, las electricas podemos usarla por ejemplo en el coche sí disponemos un adptador para el mechero del coche.

Este tipo de maquinas no consiguen un gran acabado (y menos con el pelo de la barba largo) y en las zonas difíciles como contorno de la boca o nariz dejan bastante que desear. Además también necesitan un mantenimiento (recambios, recargas) y son una inversión (son más caras al inicio, pero merece la pena gastarte tus ahorros si las vas a utilizar).

Yo soy más de cuchilla, la verdad. Pero en vacaciones suelo utilizar la eléctrica, porque no necesito afeitarme meticulosamente para el trabajo. Y tu ¿de qué eres?

En Mensencia | Operación afeitado perfecto

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

21 comentarios